«El Ayuntamiento debe devolver de oficio el IBI cobrado de más»

‘Por un IBI Real’ inicia una campaña informativa para que los ciudadanos reclamen al Consistorio la bajada y devolución de los valores catastrales

«Honradez política», eso es lo que pide la asociación Por un IBI Real al Ayuntamiento de Cádiz. Y es que desde la entidad exigen que «de una vez» se lleve a término el nombre de su asociación: un Impuesto sobre Bienes Muebles acorde a lo que ellos consideran real y justo a sus viviendas. Por ello, la entidad en una rueda de prensa anunció una ronda de movilizaciones que comenzará a partir de este viernes con la instalación de una mesa informativa en la plaza de las Bodegas. De esta forma, todos los martes y viernes a partir de las 10.00 horas, los miembros de la entidad explicarán sus derechos a todos los ciudadanos interesados en conocer los detalles de la ponencia de valores catastrales y del pago del IBI, además de facilitarles un modelo de reclamación.

Lo cierto es que esta nueva campaña viene motivada por la sentencia del tribunal Supremo que obliga al Catastro de Badajoz a aplicar un IBI rústico a una parcela aunque ésta se encuentre en una zona urbanizable. Una sentencia que, según la entidad, «tendrá repercusiones directas en Chiclana», donde aproximadamente la mitad del término municipal está constituido por casas en suelo urbanizable. Sin embargo, en estos últimos días, el Ayuntamiento ha minimizado las consecuencias de esta sentencia al considerar que solo es aplicable a parcelas no construidas, algo que ya está recogido en las Normas Sustantivas.

Ayer mismo, en el seno de una rueda de prensa, Milagro Fernández, portavoz de la entidad, desmintió la versión del Ayuntamiento para aclarar que «si bien la sentencia del Supremo habla de que es una finca sin edificación, pero deja claro que afectará en la misma medida a todos aquellas parcelas que estén contempladas como urbanizables en un PGOU que no está aprobado. Y esto es lo que ocurre en Chiclana». Por ello, Fernández, pidió honradez al alcalde y matizó qué es lo que la sentencia del Supremo considera como suelo urbano. Se trata de todas aquellas parcelas que se encuentren en terrenos «urbanizados por instrumentos de ordenación» o que tengan «instalada y operativa infraestructuras y servicios». Algo que no ocurre en estas fincas en terreno urbanizable de la localidad. «Chiclana no tiene ordenamiento y esta sentencia, además de muchas otras, son aplicables en la localidad», recalcó Fernández.

En dicha sentencia, se recoge la obligación tanto de ajustar el IBI del denunciante a suelo rústico como a devolver lo cobrado de más. Por ello, Fernández dio un paso más: «Comprobamos con estupor cómo en las declaraciones del alcalde ni siquiera contempla devolver de oficio lo cobrado de más». Algo que para Fernández es de justicia.

En su comparecencia, la portavoz criticó «el enriquecimiento que ha tenido el Ayuntamiento por el IBI, algo que ha quedado demostrado con el informe del Tribunal de Cuentas (publicado por este medio)». Por todo ello, pidió que el Ayuntamiento «cumpla con el compromiso adquirido en el Pleno y haga una revisión de la ponencia de valores total y no parcial».

Por su parte, el PSOE mostró su disconformidad en nota de prensa al considerar que el alcalde «oculta información». «No podemos permitir que, tras conocer la sentencia del Tribunal Supremo, el alcalde permanezca escondido, sin hacer absolutamente nada durante tres semanas y ocultando la información a oposición y ciudadanía en general».

Prensa – La Voz Digital

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.